GEO TOLBAR MIS VISITANTES DE HOY

26 ene. 2012

PENASAMIENTOS DE SAN VICENTE PALLOTTI 26 DE ENERO

Pensamientos de San Vicente Pallotti

26 de enero

"Si queréis sacar mucho provecho de la virtud, orad a menudo al Padre celeste que os conduzca por un camino recto y oculto a los ojos de los hombres. Haced que crezca en vosotros siempre más la llama del amor divino".


Reflexionando sobre este pensamiento surge de mi corazón ¿cuántas veces he intentado crecer en virtud? , y ¿cuántas veces he caído aún sin darme cuenta?

Me observó en mi hacer diario mirando hacia atrás y descubro ¿cuántas veces no le he orado al Padre requiriendo de Él su Santo Espíritu para que me asista en descubrir cuál es el camino correcto, el camino recto para llegar a la virtud?

Tantas y tantas veces he seguido mi propio criterio creyendo que no era mío, sino de Dios, y al cabo del tiempo descubrir que estaba equivocada. Y me pregunto: ¿por qué, si yo creí seguir el camino que Él me indicaba, ha sido el mío y no el de él?

Y releyendo el pensamiento que San Vicente Pallotti nos deja para que reflexionemos sobre él, y no sólo para el día de hoy, me doy cuenta que él sugiere que "debe ser oculto a los ojos de los hombres".

Entonces  veo que la mayoría de las veces, el camino que he seguido no ha sido oculto. Ha demostrado cuántas veces he expresado en obras el amor que siento. Y al ponerlo de manifiesto he generado malestar en los demás. 

También me he dado cuenta que aquello que yo considero bueno, bueno para mi y para los otros, al no darme espacio y tiempo de reflexión, sino, actuando basada en la emoción, no ha sido tan bueno como yo creía.

Siento que para descubrir el camino recto Dios nos pide: Orar, que creo significa elevar a él nuestros problemas. Luego, abrir un espacio de tiempo para escucharle. ¡Qué difícil!, pero sin embargo, sin estas dos claves primeras, no descubro cuál es el camino que él me indica. Lo compruebo con el tiempo.  La raíz de mi equivocación es esa. No darle tiempo, en silencio, luego de orar. Y descubro también, que orar no significa "pedir", sino, entablar un diálogo desde mi alma a su amor.

Mi diálogo con Él se ha mantenido más en el "pedir" lo que creo necesito, que hablar con el alma sobre mi y lo que me falta para poder seguirlo.

San Vicente además nos sugiere que al hacerlo sea "oculto a los ojos de los hombres". Me pide humildad en el encuentro con el Padre a través de Jesucristo y que lo haga como lo hacía María, guardando todo en su corazón. 

Mi corazón no guarda todo dentro, muchas veces lo exterioriza y así lo pierdo.

Este tiempo que lleva de jubileo por los 50 años de su canonización me ha hecho poder ponerme a reflexionar sobre cómo poder llegar a ser mejor discípula del Padre.

El amor en mi corazón supera el dolor del sufrimiento vivido, pero aún así, mis emociones me dominan y ellas hacen confundir lo que es "la emoción que siento" con la "expresión del amor".

Sin embargo descubro en este pensamiento de San Vicente Pallotti, que entre emoción y amor hay una diferencia. El amor se entrega y la emoción espera devolución.

Mis sufrimientos se basan en que mi emoción confundida con el amor, siempre como humana que soy espera devolución. Por eso no es oculto a los ojos de los hombres. Necesito hacerlo visible o bien lo reclamo cuando no se me devuelve y critica. Respondo tratando de explicar que es amor pero debe tener devolución. Y no entendía que esa devolución que espero, es el amor que ya me es brindado. 

Que Dios me lo da sin que yo haga nada por merecerlo. Y que lo hace en todo lo que me rodea. Y la devolución que Él espera, es que yo cada día me abra más a su amor y lo deje circular desde mi hacia los demás. 

También estoy segura que no es amor a Dios, y darlo, aceptar la injusticia o vivir en el abuso, sino, ver con claridad que su amor a veces me pide deje atrás todo aquello que me tiene presa y que yo creo necesitar. 

No es fácil seguir a Cristo. No es fácil seguir el camino de la Virgen hacia Dios. 
Sólo ruego al Espíritu Santo la capacidad de discernir el camino correcto. Y no confundir emoción con amor. Lo pasajero de lo que es eterno.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Todos tus comentarios son bienvenidos, las opiniones más divergentes expuestas con respeto siempre pueden encontrar un común enriquecimiento.